La mirada intuitivamente se dirige al centro del espacio que es ocupado por el primer auto de Oscar Cabalén.

Girando hacia la derecha se ven camisetas de distintos clubes de fútbol, entre las que destacan dos pertenecientes al Valencia FC de España; una con bastones verticales amarillos y rojos que perteneció al “Matador” Kempes y otra blanca que supo transpirar Claudio “El Piojo” López.

A través de éstos y de 200 artículos más, el Museo Provincial del Deporte sigue contando las historias, hazañas y proezas de los clubes y deportistas más representativos de Córdoba. Este espacio ubicado en la planta baja del Estadio Mario Alberto Kempes, abrió sus puertas al público hace poco más de un mes y sigue sumando artículos a su colección. La iniciativa es propulsada y llevada a cabo por la Agencia Córdoba Deportes.

Gustavo Farías, periodista especializado y encargado del proyecto, afirma: “Este museo, sobre todo, se precia de tener todos artículos originales. No hemos confeccionado réplicas de ningún tipo. Todo lo que se ve acá es cedido por los propios protagonistas, al margen del estadio que en sí es ya un núcleo de reunión”.


Entre 600 y 700 personas visitan el museo a diario para recorrer los distintos sectores. En el corredor olímpico se exhiben camisetas y artículos de atletas que participaron de la máxima cita deportiva. También, se guardó un sector dedicado exclusivamente al mundial 1978, evento que justificó la construcción del entonces llamado Estadio Chateau Carreras.


En otro extremo del espacio, se encuentran trofeos, camisetas y demás recuerdos de los 4 grandes del fútbol cordobés: Talleres, Belgrano, Instituto y Racing. En un rincón cercano, descansan las vestimentas de jugadores de Atenas y las placas recordatorias del equipo que participó del Open McDonalds.

Farías explica “hemos tenido tantos artículos que no podemos exhibirlos a todos”. Asegura que le siguen llegando artículos provenientes de distintos atletas o de su familia, cada uno acompañado de la historia o anécdota que le precede. Agrega además que “la idea es que el museo sea dinámico, de manera tal que si vos venís dentro de 5 meses, te encuentres algunos otros artículos”.

Otro sector a destacar, por lo multimedial y novedoso, es el salón de proyección en donde se muestra material fílmico del deporte de Córdoba. Asomándose por la puerta se pueden ver imágenes de Fabricio Oberto gritando campeón en Atenas 2004 o goles de Daniel Willington, Luis Fabián Artime y Oscar Dertycia con las camisetas de Talleres, Belgrano e Instituto, respectivamente.

A modo de cierre de la visita, Gustavo Farías explica cuáles fueron las causas que motivaron llevar a cabo este proyecto: “Fue la necesidad de recuperar parte de la identidad de los cordobeses, parte del patrimonio cultural deportivo de los cordobeses. Habíamos visto que se estaba perdiendo en manos de particulares y que Córdoba tiene una historia tan enorme que por algo la llaman Córdoba, Cuna de Campeones”.

Visitas guiadas

El Estadio Mario Alberto Kempes ofrece un servicio de visita guiada por todas sus instalaciones. En este recorrido, desde que fue inaugurado, una de las paradas obligadas es el museo. Distintos guías van liderando a los grupos, contando las diferentes anécdotas que se acumulan en las camisetas, shorts, raquetas y demás artículos que se exhiben.

Existe también la posibilidad de realizar la visita en grupo. Muchos estudiantes que están realizando sus viajes de egresados deciden recorrer el museo. También profesores y cursos de colegios provenientes de todas partes del país eligen disfrutar de las visitas guiadas.

A través de la página web de la Agencia Córdoba Deportes pueden elegirse turnos para recorrer el estadio mundialista. Para el registro, hay que descargar un formulario web, completarlo y entregarlo en cualquier mesa de entradas pertenecientes al Sistema Único de Atención al Ciudadano (SUAC) de la Provincia. Otra opción es enviar un mail a [email protected]com consultando los horarios disponibles.

Imperdibles del Museo

  • Vestimenta del Atenas que jugó el Open Mc Donalds en el que se coronaron los Chicago Bulls de Michael Jordan.

  • Medallas olímpicas de Georgina Bardach y José Meolans.

  • Último trofeo de un campeonato oficial ganado por Belgrano en el regional 86.

  • Par de botines de José Luis Cucciuffo, campeón del mundo de fútbol en 1986.

  • Agujas y paneles del autotrol.